Consejos para evitar el robo de tu bicicleta

Los robos de bicicleta son más comunes de lo que se cree, especialmente si las personas se descuidan con facilidad. A pesar de todos los beneficios que representa el uso de este medio, también suelen ser objetivo de los ladrones.

Más allá del uso de una cadena, es importante seguir recomendaciones y consejos para evitar el robo de tu bicicleta.

Recomendaciones y consejos para evitar el robo de tu bicicleta

Aunque siempre corremos el riesgo de sufrir un robo de cualquier tipo, siguiendo algunas recomendaciones podremos evitarlo en gran medida. Sigue estos consejos que sin duda te darán una ventaja con respecto al ladrón.

Utilizar candado

Todo ciclista debe traer, bien sea en su alforja o bolso de sillín, una buena cadena  que le permita asegurar la bicicleta en cualquier lugar. Al utilizar estos objetos le dificultaremos enormemente la tarea a los ladrones de llevarse nuestra bicicleta.

Es indispensable contar con este tipo de herramientas, pues en la mayoría de los robos de bicicleta estas no tenían cadena. Debido a la facilidad que tiene el llevarse este medio de transporte, es importante contar con algún objeto que permita asegurarla en cualquier lugar.

Lo más recomendable es realizar una buena inversión en un conjunto de cadena y candado adecuados que proporcionen una mayor seguridad. Los más comunes para esta tarea son aquellos candados en forma de “U” o de horquilla, que a pesar de ser más pesados tienen mayor eficiencia.

En cuanto a la colocación, lo ideal es asegurar desde el cuadro y pasar por la rueda trasera. Por otra parte, si es posible utilizar otro candado en “U” o en su defecto, plegable, para la parte delantera. Además, otra de las recomendaciones es ubicar la bicicleta en una parte elevada para tener una mayor visibilidad de la misma. Por último, se insta a los ciclistas a hacer uso de los parkings para bicis o los postes diseñados para estos.

Consejos evitar robo bicicleta

Sal con tu bici económica

Existen modelos de bicicletas que son realmente extravagantes y sus diseños llaman la atención de cualquiera, en especial de los ladrones. Si este es tu caso, lo mejor es que te abstengas de utilizarla en la cotidianidad de tu vida. Esto quiere decir que para las tareas más simples como ir al mercado, es mejor utilizar una bici económica.

Esto se debe a que en la mayoría de los casos debemos dejar la bicicleta en un lugar aparcado, donde las más sofisticadas llaman más la atención. Por lo tanto, para reducir las probabilidades de sufrir un robo, debemos utilizar una bici mucho menos llamativa pero que de igual forma sea funcional.

Personaliza tu bicicleta para que pase desapercibida

Como se ha dicho brevemente, uno de los consejos para evitar el robo de tu bicicleta es optar por pasar desapercibido. En este sentido, debemos personalizarla de tal forma que sus colores no llamen tanto la atención, optando por tonos oscuros en su mayoría.

Sin embargo, no se debe dejar de lado algún toque personal que te permita diferenciar tu bicicleta de otra que pueda ser parecida. De esta manera podrás identificar tu pieza al instante y poder tenerla a la vista.

Usar tuercas antirrobo

Los ladrones suelen ser muy ingeniosos y aunque no puedan llevarse la bicicleta en su totalidad, tienden a robarse los neumáticos. Estas situaciones se dan más que todo en aquellas bicicletas que aún poseen los cierres rápidos en las ruedas, siendo un error grave.

Una de las recomendaciones es sustituir este método de engranaje con tuercas antirrobo. Estas piezas tienen su importancia debido a que utilizan una llave en específico para el desmontaje de las mismas.

A pesar de que estas tuercas suelen tener un precio elevado, es necesario realizar la inversión necesaria. Todo esto con el motivo de evitar regresar a la casa solamente con el cuadro de la bicicleta y un mal rato.

No hay que pasarse de confianza

Independientemente de que nos encontremos en un lugar aparentemente seguro, las bicicletas son muy propensas a robarse. Hoy en día los ladrones utilizan diferentes métodos para que el proceso de robo sea mucho más sencillo, sin importar el lugar donde se encuentren.

Por este motivo, es importante chequear constantemente la posición de nuestra bici desde el lugar donde nos encontremos.

Implementar localizadores

Hoy en día gracias a la tecnología podemos encontrar en tiendas electrónicas localizadores y GPS de un tamaño disimulado para bicicletas. De esta manera, con una adecuada inversión, podremos implementar estos dispositivos en una parte estratégica de la bici.

Asimismo, en el caso de sufrir un hurto podremos acceder a la localización de la bicicleta por medio del GPS y acudir a la policía de inmediato. Este es uno de los consejos para evitar el robo de tu bicicleta más importante y que debe ser aplicado.

Escoger un lugar seguro

Nunca hay excusa, pues siempre existe algún lugar adecuado para el aseguramiento de nuestra bicicleta. No importa el tiempo que tome, pues se hace con el objetivo de perder toda la inversión que realizamos en la bici. Uno de las recomendaciones es ubicar aquellos sitios visibles y que estén correctamente iluminados, y que tenga buen tránsito de peatones.

Además, hoy en día existen múltiples zonas dedicadas al aparcamiento de las bicicletas debido a que se ha hecho más popular su uso. Por lo tanto, se recomienda utilizar estos sitios específicos para esta tarea.

Asegura tu bicicleta

Distintas compañías aseguradores también ofrecen  varios tipos de pólizas y contratos para aquellas personas que quieran asegurar sus bicicletas. Son medios de transporte que cada vez se utilizan más, por lo que blindarla con un seguro no es una sorpresa.

De este modo, en caso de robo, daño o extravío, tendremos una compañía detrás que nos ayudará con la mayoría de los gastos dependiendo del caso. Cabe destacar que a pesar de esto, se deben seguir todas las medidas y consejos para evitar el robo de tu bicicleta mencionada previamente.

¿Qué hacer en el caso de que me roben mi bicicleta?

En el caso de que te hayas saltado algunas de las recomendaciones para evitar el robo de la bicicleta, todavía hay otras medidas posibles. Lo importante es que tengas un registro o documento que permita identificar tu bici con respecto a otras.

Uno de los primeros pasos es acudir directamente al centro policiaco más cercano para presentar la demanda de forma oficial. Si implementaste localizadores o GPS en el marco de la bicicleta, el proceso será mucho más sencillo.

Por otro lado, en el caso de que no hayas añadido localizadores, existen otros pasos. Uno de estos sería, aunque no es muy eficiente, revisar las páginas de venta de objetos de segunda mano. Es común que en estos sitios se encuentren artículos que hayan sido robados, y si corres con suerte puedes hallar tu bicicleta en oferta si sabes identificarla. En este escenario, deberás informar a la policía en la brevedad y ellos te indicarán los pasos a seguir para recuperarla.

Sin embargo, en muchos de los casos las personas no suelen recuperar sus bicicletas, por lo que debes considerar adquirir una totalmente nueva. Lo que sí es seguro es que te servirá como experiencia para invertir mucho más en los métodos de seguridad de la misma.